Francisco Ramos Lobato recoge la historia gráfica de los últimos 50 años de Valtuille de Arriba

María Luisa Blanco, Francisco Ramos Lobato y José Manuel Pereira. Foto: Raúl C.

Francisco Ramos Lobato ha presentado hoy en el Teatro Villafranquino Enrique Gil y Carrasco el libro “Álbum de Valtuille de Arriba”. Una publicación en la que el autor ha invertido un año de trabajo para recopilar el testimonio gráfico de los últimos 50 años de historia de este pueblo perteneciente al municipio de Villafranca del Bierzo.

El libro está dividido en dos partes, en la primera se realiza una pequeña introducción de la historia y geografía de Valtuille y en la segunda se presenta el álbum de fotos que Francisco Ramos ha logrado reunir con la colaboración de los vecinos del pueblo, vecinos que además han contribuido económicamente para la publicación de los 200 ejemplares que se han editado.

Entre las fotos se pueden encontrar instantáneas de bodas, bautizos, escenas de la vida diaria, de la Guerra Civil, y de la vestimenta de aquellos años, “En algunas fotos se ve a la señorinas del pueblo vestidas de negro como Doña Rogelia”, ha comentado jocosamente Ramos Lobato en la presentación.

El autor que es natural de Cacabelos y que vivió en el pueblo ha destacado su evolución, ha recordado los años en los que no había agua corriente ni saneamiento, cuando las calles se convertían en un lodazal o el medio de locomoción era todavía de “tracción a sangre”.

En las fotografías se puede encontrar también momentos de las fiesta patronales de Nuestra Señora y de San Roque, a mediados del mes de agosto, y del medio de vida de los vecinos que durante décadas ha estado relacionado con la viña y la producción de vino. Hoy en día muchas bodegas del Bierzo presumen de sus vinos elaborados con uva mencía procedente de Valtuille, ha mencionado orgullosamente Francisco Ramos.

El pueblo tiene hoy en día alrededor de 80 habitantes y fue a mediados del siglo XIX cuando alcanzó su máximo de población con 900 vecinos. Por otro lado, la relación con Valtuille de Bajo nunca fue muy estrecha, ha comentado Francisco, atribuyéndolo a que quizás la carretera general que separa los dos pueblos haya tenido gran parte de culpa.

El alcalde de Villafranca, José Manuel Pereira, ha destacado la aportación cultural de Francisco Ramos Lobato en la que el Ayuntamiento ha colaborado con la compra de libros para su distribución en la biblioteca, las juntas vecinales, y los colegios del municipio.

Comparte esta noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *