Contacta con nosotros

Ciencia

El Comité de Empresa de Ciuden contradice a Castiñeiras sobre los contenidos del Museo de la Energía y esCO2

Publicado

el

Obras en el Museo de la Energía de Ponferrada. Foto: Raúl C.

Obras en el Museo de la Energía de Ponferrada. Foto: Raúl C.

Para el Comité de Empresa de la Fundación Ciudad de la Energía (Ciuden) las últimas declaraciones del director general, Eduardo Castiñeiras, sobre el Museo de la Energía en el antiguo edificio de Compostilla I son “publicidad engañosa”.

Desmienten que se vaya a poner en marcha ningún operativo para dar contenido al Museo, a pesar de que las obras ya hayan finalizado, “Se va a limitar a colocar los helechos que se habían comprado para otra ubicación – el Bosque del Carbonífero – en un edificio que va a permanecer vacío y sin una utilización clara”, manifiestan desde el Comité.

Los trabajadores lamentan que un proyecto tan singular como era el Bosque del Carbonífero se haya visto cercenado y reducido a unos pocos helechos, y que desde la Dirección General se focalice en el Ayuntamiento la responsabilidad sobre la urbanización necesaria a realizar en el entorno para poder abrir el Museo.

Aclaran además que duran la presente dirección no está planificado habilitar los accesos (no existe ni la rampa para bajar la garaje), ni están finalizadas las acometidas de agua, gas, saneamiento y electricidad del edificio.

Por otro lado, avisan de que a partir de septiembre no hay previstos nuevos proyectos de investigación para las instalaciones de Captura, Almacenamiento y Transporte de CO2 (esCO2) y piden un nuevo gestor que “quiera apostar por el futuro de los proyectos tecnológicos y museísticos”.

Ciencia

Investigadores de la ULE confirman la existencia de genes de riesgo que pueden anticipar el alzheimer

Publicado

el

En el estudio han participado más de 500 personas de Castilla y León con la enfermedad de Alzheimer y libres de ella
Presentación de la investigación del estudio sobre el alzheimer

Investigadores de la Universidad de León (ULE) han realizado un estudio autonómico en materia de alzheimer que confirma la existencia de genes de riesgo que podrían anticipar la enfermedad antes de sus primeros síntomas. Los resultados de esta investigación han sido presentados esta mañana en la sede de la Asociación Alzheimer León por la coordinadora del proyecto Leticia Sánchez Valdeón quien ha estado acompañada en el acto por la rectora de la ULE, Nuria González, la presidenta de Alzheimer León, Regina Granja, la gerente de Alzheimer Bierzo, Ana Pilar Rodríguez Guzmán, y la gerente de Alzheimer Soria, Carmen José Ruiz Pareja.

En el estudio han participado más de 500 personas tanto con la enfermedad de Alzheimer como libres de ella. Concretamente, han tomado parte más de 200 personas con alzheimer de las Asociaciones de Familiares de Alzheimer de León, el Bierzo, Soria y Salamanca, así como más de 40 residentes de Mensajeros de la Paz en la provincia de León. La muestra poblacional incluye tanto hombres como mujeres con edades comprendidas entre los 60 y los 90 años.

Para realizar la investigación también se tomó una muestra de población sana procedente de los campus de León y el Bierzo de la Universidad de la Experiencia, así como usuarios de la actividad de gimnasia de mantenimiento del Ayuntamiento de León. En total, más de 250 personas libres de alzheimer que han servido como grupo de control.

Bajo el nombre ‘El Alzheimer como prioridad sociosanitaria: polimorfismo del gen ApoE’, esta investigación cuenta con el respaldo de la ULE, el Consejo General de Enfermería y la colaboración de numerosos colectivos que han aportado pacientes.

La Apolipoproteína E, o más comúnmente conocida como ApoE, es un tipo de proteína que ayuda a transportar distintos tipos de grasas en la sangre y está presente en muchos lugares de nuestro cuerpo, si bien en el hígado y el cerebro es donde más se produce. El gen ApoE está en el cromosoma 19 y contiene la información para producir la mencionada proteína ApoE. Todos heredamos dos copias de este gen, una de cada uno de nuestros padres. El objetivo de la investigación es estudiar las diferentes variaciones de este gen, denominadas polimorfismos. Todo con la vista puesta en comprender mejor cómo estas variaciones genéticas pueden influir en el riesgo de desarrollar la enfermedad de Alzheimer.

Así, el proyecto espera contribuir a mejorar las estrategias de prevención, diagnóstico y tratamiento de la enfermedad, mejorando la calidad de vida de los pacientes y sus familias.

En el estudio han participado investigadores de la Universidad de León. El equipo, liderado por la profesora del Departamento de Enfermería de la Facultad de Ciencias de la Salud, Leticia Sánchez Valdeón, lo completan Ana Isabel González Cordero, Inés Casado Verdejo, Enrique Bayón de Arquistade, Jesús Antonio Fernández Fernández, Carlos Méndez Martínez, Isaías García Rodríguez y Ana Llorente del Pozo, todos ellos profesores de las áreas de Fisiología, Biología Molecular, Ingeniería de Sistemas y Automática, así como Enfermería y Fisioterapia de la ULE. Junto a ellos, Isabel Dávila Dorado, médico de Atención Primaria de León que también ha participado en el estudio.

El abordaje de las demencias, prioridad de salud pública

En el punto de mira, por tanto, indagar en la herencia genética de cada individuo y su predisposición a desarrollar la enfermedad. Para analizarlo, se sometió a los participantes en el estudio a una sencilla prueba de saliva.

“Una ventaja muy importante de este estudio es que la técnica ha sido mínimamente invasiva. Los pacientes con enfermedad de Alzheimer ya tienen una merma importante en su calidad de vida y a la hora de trabajar con ellos es fundamental ser lo más inocuo posible”, recuerda Leticia Sánchez Valdeón. Para recoger las muestras, se empleó un kit bucal con un bastoncillo que permitió recoger las células epiteliales raspando en el interior de la mejilla. “Es un proceso indoloro, sencillo de realizar, incluso aunque la persona no colabore. Las muestras de saliva se trataron en el laboratorio para purificar el DNA genómico y una vez obtenido el DNA se almacenó a -20º y se comenzó a trabajar con él para obtener la información de forma precisa”, explica la investigadora.

Sánchez Valdeón asegura que el arranque de esta investigación hubiera sido imposible sin el respaldo del Consejo General de Enfermería, que premió su iniciativa y cuya dotación económica permitió al proyecto dar sus primeros pasos.

El equipo de investigadores lo tiene claro: la importancia de este estudio radica en que la enfermedad de Alzheimer se ha convertido en la gran epidemia silenciosa del siglo XXI y un reto fundamental para la sostenibilidad de nuestro sistema sanitario. El plan nacional de Alzheimer y otras demencias, recuerda el equipo, ya hace referencia a ello: el abordaje de las demencias es una prioridad de salud pública y un problema social y sanitario de primer orden.

El objetivo general de la investigación está directamente relacionado con la mejora de la calidad de vida de las personas diagnosticadas con la enfermedad de Alzheimer. Y el objetivo concreto es encontrar un biomarcador que permita detectar la enfermedad mucho antes de la aparición de los primeros síntomas con el fin de hacer un abordaje clínico más exhaustivo.

Para ello, los investigadores pusieron en la diana a la población de Castilla y León. El motivo, su situación geográfica. “Es un cruce de caminos que ha recibido muchas aportaciones genéticas tanto del norte de Europa como del área mediterránea y del norte de África”, explica Sánchez Valdeón.

Biomarcador para anticiparse a los primeros síntomas

El resultado de la investigación genética no deja lugar a dudas. La población diagnosticada de alzheimer en Castilla y León presenta la variante ApoE3 como la más relevante, seguida de la variante ApoE4, que se ha identificado que está estrechamente relacionada con el alzheimer y, en tercer lugar, presentan la ApoE2, que es el genotipo protector frente a esta enfermedad.

En materia de alzheimer, hay genes deterministas, que son aquellos cuya posesión es causa suficiente para sufrir la demencia en edades tempranas, y genes de riesgo, cuya presencia en la persona aumenta estadísticamente la posibilidad de sufrir alteraciones neurológicas compatibles con el Alzheimer pero que no garantizan que esto suceda.

La presencia, por tanto, del gen de riesgo ApoE en las personas con la enfermedad de alzheimer confirma que éste puede ser un biomarcador de gran valor para anticiparse a los primeros síntomas de la enfermedad y lograr un diagnóstico mucho más precoz, siendo una herramienta objetiva de valoración.

El siguiente paso que quieren dar los investigadores es realizar un estudio genético más ambicioso en individuos con alzheimer procedentes de todas las Comunidades españolas, así como emprender nuevos análisis para buscar posibles factores añadidos vinculados a la enfermedad. Es el caso de un estudio que ya se está realizando relativo al análisis del perfil glucémico de las personas diagnosticadas con alzheimer. El objetivo, explorar la relación entre este perfil y el gen ApoE con el fin de analizar la asociación que se puede hacer entre la diabetes mellitus y este gen.

También se está trabajando en el impacto de algunos factores ambientales, como la dieta en los niveles de colesterol en individuos con la enfermedad de Alzheimer que aportan el genotipo ApoE4. Este análisis podría proporcionarnos una información y comprensión importante sobre la interacción entre los factores genéticos y los factores ambientales en la expresión de esta enfermedad.

Durante la presentación de los resultados de la investigación esta mañana en la sede de Alzheimer León, la investigadora Sánchez Valdeón ha reiterado su agradecimiento a las personas afectadas participantes en el estudio y a sus familias “porque sin ellos, sin su colaboración y disposición, este proyecto no hubiera sido posible”.

Interesada por la neurociencia desde sus inicios profesionales, Sánchez Valdeón ha estado estrechamente vinculada al ámbito del Alzheimer antes de su presencia en la ULE, tanto como profesional de Enfermería durante años en Alzheimer León, como por su desempeño posterior en órganos de gestión de esta entidad.

Continuar leyendo

Ciencia

Premiada la idea de Miguel Serrano que mejora la acuaponía para la cría de peces y la producción de plantas

Publicado

el

Por

Miguel Serrano Muñoz fue galardonado en la categoría ‘idea innovadora de negocio’ en el certamen del Plan TCUE – transferencia de Conocimiento Universidad Empresa
Miguel Serrano Muñoz

Miguel Serrano Muñoz, estudiante de cuarto año del Grado de Biotecnología de la Universidad de León (ULE) recibió recientemente el segundo premio en la categoría ‘Idea Innovadora de negocio’ del concurso ‘Iniciativa Campus Emprendedor’, por su proyecto titulado ‘Compact Stackable Solar-Powered Aquaponics (CSSPA)’, que propone una solución que integra acuaponía y energía solar en estructuras compactas y apilables, optimizando el uso del espacio y recursos sostenibles para la producción de alimentos.

El equipo CSSPA es un innovador sistema compacto de acuaponía con hidroponía vertical alimentado por energía solar, capaz de resolver las limitaciones de ambas técnicas, recirculando el amoníaco excretado por los peces y transformándolo en nitratos que las plantas absorben como nutrientes. Esto crea un ciclo continuo donde los desechos de los peces nutren a las plantas y el agua purificada vuelve al tanque de peces.

Las ventajas de este sistema que le han hecho merecedor del premio se pueden concretar en los siguientes puntos:

1) Mayor tasa de crecimiento y rendimiento: Las plantas y los peces crecen más rápido y con menos insumos externos.

2) Seguridad alimentaria y eficiencia espacial: La producción de alimentos es casi garantizada al poder controlar las condiciones de crecimiento.

3) Control orgánico de plagas y ahorro económico: La reducción de plagas y el ahorro en costos de producción lo hacen rentable a largo plazo.

El CSSPA es adaptable a diversas escalas, desde pequeñas instalaciones autosuficientes hasta estructuras productivas más grandes, y puede funcionar con energía solar o conectarse a la red eléctrica en condiciones climáticas adversas. El sistema también puede ser alimentado por energía eólica, y es aplicable tanto a nivel nacional como internacional.

El acto de entrega del premio, que se inscribe en el Plan TCUE (Transferencia de Conocimiento Universidad Empresa) de la Junta de Castilla y León, se celebró en la Universidad de Burgos, y fue presidido por la Consejera de Educación, Rocío Lucas Navas, con la presencia de Liliana Herrera, directora de la Oficina de Transferencia de Conocimiento (OTC) de la ULE.

El Plan TCUE nació con la pretensión de potenciar las patentes e investigación orientada al mercado de la Universidad de Castilla y León, así como su oferta tecnológica y científica. En la Red TCUE están presentes las nueve universidades, públicas y privadas, de la comunidad, a través de sus Fundaciones Generales en el caso de las universidades públicas (FGULEM en la Universidad de León).

Además, participa la propia Consejería de Educación y la Fundación Universidades y Enseñanzas Superiores de Castilla y León (FUESCYL), entidad que coordina la red y colaboradora en la gestión.

Accésit para el grupo de ecología aplicada y teledetección

En el mismo certamen, Leonor Calvo Galán, catedrática e investigadora de la ULE que dirige el Grupo de Ecología Aplicada y Teledetección (GEAT), fue galardonada con el Accésit de la categoría ‘soluciones Sociales, Medioambientales y Educativas’, en el Concurso Desafío Universidad-Empresa, por su proyecto titulado ‘Predicción del riesgo de incendios forestales extremos de copas a través del uso de técnicas avanzadas de teledetección e inteligencia artificial’.

La distinción, que fue entregada en el mismo acto, viene a reconocer el significativo aporte que se realiza a la prevención de desastres naturales y su impacto positivo en la sociedad.

Desde la Fundación General de la Universidad de León y de la Empresa (FGULEM), que se ocupa de ejecutar el Plan TCUE y de realizar las convocatorias de estos concursos para la ULE, se celebra con gran orgullo estos logros, que “no solo destacan el talento y creatividad de sus miembros, sino también el compromiso de la ULE con la innovación y el desarrollo sostenible”.

La responsable del Área de Innovación y Emprendimiento de FGULEM, Verónica Blanco, ha declarado que estos premios “reflejan el arduo trabajo y la dedicación de los investigadores y estudiantes, y nos inspiran a seguir apoyando el talento y la innovación dentro de nuestra comunidad universitaria”.

Continuar leyendo

Ciencia

Ciuden construirá en Cubillos una planta para investigar cómo reciclar residuos derivados de los fosfoyesos

Publicado

el

Por

El proyecto piloto se enmarca dentro de la iniciativa europea FIC FIGHTERS con un presupuesto total estimado en 11.900.000 euros. La Fundación Ciudad de la Energía se le han adjudicado 369.353,75 euros
Fic-Fighters en Sevilla

La Fundación Ciudad de la Energía (CIUDEN) participa hoy en Sevilla a la reunión de lanzamiento del proyecto europeo FIC-FIGHTERS, dentro del programa marco Horizonte Europa.

El encuentro que está teniendo lugar en el casco antiguo de la ciudad hispalense, reúne a 28 entidades de 12 países diferentes, miembros del consorcio encargado de desarrollar esta investigación. El objetivo del proyecto, basado en los principio de la economía circular, es demostrar la viabilidad de un proceso a gran escala como solución global para la gestión de un residuo del ácido fosfórico, el fosfoyeso, que es un residuo resultante de la producción de fertilizantes. El fosfoyeso es altamente contaminante ya que contiene sustancias radioactivas naturales y, tradicionalmente se ha acumulado en balsas que han generado muchas polémicas en diferentes países productores de fertilizantes como Estados Unidos, China, Canadá o Brasil. En España se han convertido en un grave problema medioambiental en Huelva ya que se encuentran ubicadas sobre las marismas del río Tinto.

El objetivo del proyecto es aprovechar los fosfoyesos para la generación de cinco tipos de productos: detergentes, fertilizantes, embalajes, baterías y también en materiales de construcción.

Instalaciones de Ciuden en Cubillos del Sil

Las tareas de CIUDEN en el proyecto se centran en el desarrollo del procedimiento de carbonatación de la katoita, un subproducto del tratamiento del fosfoyeso, un residuo de la industria del aluminio rica en sosa, con gases industriales que contienen CO2. Se construirá una planta piloto en el Centro de Desarrollo de Tecnologías de Cubillos del Sil para estudiar el desempeño de la carbonatación de la katoita utilizando gases sintéticos que simulen las corrientes de gases industriales seleccionadas.

El proyecto permitirá también crear un foro sobre el fosfoyeso para discusiones locales y se desarrollarán talleres, incluyendo la participación ciudadana, para abordar aspectos socioeconómicos, ambientales y regulatorios de los nuevos modelos de negocios circulares desarrollados.

Además, se creará el primer portal de explotación de fosfoyeso con el objetivo de identificar, caracterizar y llegar a todas las ciudades europeas con la misma problemática.

FIC FIGHTERS cuenta con un presupuesto total estimado en 11.900.000 euros de los cuales la Unión Europea, financiará aproximadamente 10.000.000 euros. Dentro de esta cifra, a la Fundación Ciudad de la Energía se le han adjudicado 369.353,75 euros. Este proyecto, que acaba de ponerse en marcha, tiene una duración prevista de 48 meses.

¿Qué es Horizonte Europa?

Horizonte Europa es el programa marco de investigación e innovación (I+I) de la Unión Europea para el período 2021-2027. Este programa es el instrumento fundamental para llevar a cabo las políticas de I+D+i de la UE. El objetivo general del programa es alcanzar un impacto científico, tecnológico, económico y social de las inversiones de la UE en I+I, fortaleciendo de esta manera sus bases científicas y tecnológicas y fomentando la competitividad de todos los Estados miembros.

Con un presupuesto de 95.517 millones de euros para este periodo de siete años, Horizonte Europa es el Programa Marco con el mayor presupuesto hasta la fecha, teniendo el potencial de generar importantes beneficios económicos, sociales y científicos. Se estima que Horizonte Europa generará 11 euros en ganancia del Producto Interior Bruto (PIB) por cada euro invertido, creará hasta 320.000 nuevos puestos de trabajo altamente cualificados para el año 2040 y consolidará el liderazgo de Europa en Investigación e Innovación. El Programa está diseñado con una mentalidad de inversión más que como un instrumento exclusivamente de financiación, y cuenta con una planificación que ayudará a la UE a realizar la transición hacia un futuro próspero y sostenible.

Continuar leyendo
Publicidad

Trending

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies